Martes, 06 Noviembre 2018 14:06

Grupo de poesía del Ex Pedagógico ‘Polifemo’ reúne sus obras orales en “Poesía de la calle” Destacado

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)
De izq. a der.: Rector Jaime Espinosa; Sergio Ojeda, Tirso Troncoso, Jaime Lizama, y Luis Alfredo Espinoza, director de Extensión UMCE De izq. a der.: Rector Jaime Espinosa; Sergio Ojeda, Tirso Troncoso, Jaime Lizama, y Luis Alfredo Espinoza, director de Extensión UMCE

“La poesía oral de Polifemo, si bien estaba anclada en un momento histórico concreto, fue un auténtico manifiesto generacional de quienes creíamos en una revolución cultural y espiritual que se centrara en la condición humana”, señalan recuerdos de la época.

Reeditando recuerdos de hace 40 años, el colectivo de poesía política presentó en la UMCE su libro "Poesía de la Calle", que recoge referencias breves del contexto social de fines de los ’70. Tirso Troncoso y Jaime Lizama, dos de sus miembros iniciales, recuperaron sus poemas orales y los editaron en un texto, cuyos fragmentos fueron recitados nuevamente en su espacio original, esta vez fuera de “los pastos”, en la Galería Nemesio Antúnez, con la presentación del Rector de la UMCE, Jaime Espinosa, y los comentarios del investigador en literatura Sergio Ojeda.

El director de Extensión, Luis Alfredo Espinoza, calificó como “muy significativo que vuelvan a su casa, que la sientan así los poetas que dieron vida a Polifemo, de un origen disruptivo y gritado en los pastos, más que publicado en el papel”. A su vez, el Rector de la UMCE, Jaime Espinosa, contemporáneo a los recitales de poesía de la época, también participó en la presentación del libro: “recorrer sus páginas ha sido no sólo importante para registrar mi propia existencia y la de todos quienes compartimos la vida en el Pedagógico de los años ’70, sino también situarla en un espacio sagrado: el Pedagógico, el espacio de la pedagogía, el lugar donde se forman profesores para Chile y para todos los chilenos” señaló.

Tirso: Lo que nos persuadió a publicar fue dejar un registro de lo que aconteció, que de otro modo solo quedarían en el recuerdo de quienes pudieron vivir esa experiencia. Nos negamos por muchos años. Y no fue iniciativa nuestra publicarlo, sino de nuestro editor (Ignacio Aguirre), que conocía estos textos. Decidimos hacer esta recopilación de papeles que quedaron impresos en máquina de escribir de esa época. Ha sido una aventura recuperar parte de esos textos que estaban perdidos. Más allá de un esfuerzo para promocionarnos como poetas o algo parecido, es más que nada sacar del tacho de la basura esto que fue parte de la épica de la poesía universitaria de la calle.

Jaime: Esto tiene que ver con lo que hace algunos años está ocurriendo en Chile: recuperar la memoria. No sabía que esos textos existían. Para mí eran literalmente ‘textos muertos’.

Tirso; Siempre entendimos que esto era un momento.

Jaime: Un momento colectivo y un momento político y que había que estar ahí. Había que decir cosas, un lenguaje. La verdad es que fue ese momento, que felizmente se terminó también.

Tirso: A mí me egresaron. Yo tenía hechos más cursos de los que requería para egresar, pero nunca pensé que me iría de acá. Este era un espacio importante y una especie de distancia de la dictadura. Un refugio, a pesar de que estaba metida acá dentro también. Pero también fue un espacio de tarea política poética: en esos años, la gestión de talleres de poesía o de teatro fue la primera forma de religamiento de los estudiantes. Los primeros actos culturales que se hicieron acá estuvieron ligados a esa experiencia, y en los que se reunían entre 400 y 500 personas.

Jaime: Y ahí estábamos nosotros, que éramos el grupo ‘duro’ por decirlo así. También marcábamos diferencia en ese momento, en el que la organización cultural que había entonces, con la que teníamos una diferencias. Pero éramos parte de lo que ocurrió aquí Macul. Y fue muy potente.

Tirso: El Pedagógico se transformó entonces en lo que nosotros le llamamos ‘el primer territorio libre de Chile’, y aunque en la realidad no lo fuera, lo intentamos, con el deseo de instalar ese sentimiento.

Jaime: Y eso era lo que ocurría en esos actos litúrgicos, que llamábamos, y que no eran una simple lectura de poemas acongojados y sufrientes, sino todo lo contrario: eran rebeldes, con una actitud más agresiva que llorona y con la energía que se requería para enfrentar la adversidad con las que nos tocó vivir.

Jaime: Entonces no se nos pasaba ni remotamente por la cabeza la idea de publicar. Lo que hacíamos en ese momento era vivir esa experiencia colectiva.

Un extracto de los textos incluidos en el libro pertenece a Fabio Salas, y en sus palabras lo refleja claramente: “La poesía oral de Polifemo, si bien estaba anclada en un momento histórico concreto, fue un auténtico manifiesto generacional de quienes creíamos en una revolución cultural y espiritual que se centrara en la condición humana más que en los modelos económicos a debatir. Poesía para un nuevo mundo y una nueva vida que no ocultara lo oscuro pero que se abriera a torrentes hacia lo luminoso”.

Visto 68 veces Modificado por última vez en Martes, 06 Noviembre 2018 21:04
ta
logo pace2
Icon
s info ta