Martes, 01 Septiembre 2015 00:00

Exposición de Iván Zambrano en la Sala Nemesio Antúnez Destacado

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

El autor ha reunido en el montaje una serie de objetos e imágenes de grandes dimensiones donde se refiere de manera irónica a los ideales de masculinidad.


Todos los requisitos que se le piden a un hombre para que pueda ser considerado un digno representante de su género han motivado desde siempre la obra de Iván Zambrano. Se incluyen entre las categorías de virilidad a las que el artista se refiere con su trabajo la solvencia económica, la protección de su entorno y el rendimiento sexual, asunto sobre el cual existe un viejo debate cuya interrogante es si el tamaño importa o no importa.

Épica masculina es el proyecto más reciente que Zambrano ha elaborado con la hombría como tema. El artista acaba de inaugurar en la Sala Nemesio Antúnez (José Pedro Alessandri 774), perteneciente al Pedagógico, una muestra donde reúne objetos e imágenes de grandes dimensiones que reflejan las “exigencias que nos impone la sociedad patriarcal”, según dice.

El primer grupo lo integran personajes en actitud heroica que sostienen un trofeo o imitan las poses de jugadores de tenis o de rayuela. La imágenes, en tanto, forman una galería de pubis donde se ven penes mutilados, cubiertos por mariposas y pesos de plomo o por el dibujo de una regla.

“Somos más o menos hombres en la medida que cumplimos ciertos paradigmas. Hacer grandes obras es una de nuestras obligaciones y también un estímulo de la vanidad. El miembro, por otro lado, es el principal símbolo de virilidad en nuestra cultura. El pene es lo que te hace masculino, así como la capacidad de utilizarlo y la potencia sexual son condiciones que te mantienen dentro de la comunidad”, comenta el autor.

– Desde esa perspectiva, el tamaño no será nunca una cosa relativa.
– Esa discusión es un fenómeno arraigado, un tema de competencia y comparaciones que ha sido exacerbado por la pornografía. Según el modelo de nuestros abuelos, menos potencia física se entiende como menor masculinidad.

– ¿Qué significados tienen la mutilación o los elementos que cubren cada órgano?
– Reflejan diferentes miedos, entre ellos a la pérdida de eficacia, a la castración, a la homosexualidad, que es un miedo infantil y adolescente, y el temor a convertirse en mujer. La mariposa, por ejemplo, es una metáfora de masculinidad blanda y de homosexualidad, pero yo la he incorporado como un signo de cambio y transformación.

– ¿Están realmente cambiando los parámetros de virilidad o lo que hay son sólo discursos?
–Estamos en una transición en la que van surgiendo nuevas expresiones de la masculinidad. El hombre ya no es sólo protector o proveedor, sino parte integral del desarrollo familiar. Muestra su sensibilidad y se puede desenvolver en otros campos.

Una visión obscena

Los objetos e imágenes que Iván Zambrano exhibe en “Épica masculina” son de tamaño real y, al menos en el caso de la serie que retrata diversos penes, tienen el propósito de enfrentar al visitante a una experiencia obscena.

“La obscenidad ocurre cuando te ves obligado a ver algo que no quieres ver. Si una pareja tiene sexo en un bosque y tú te das cuenta y miras la escena mientras vas pasando, no hay problema. Otra cosa sucede si hay una imposición de por medio, porque ahí no puedes evitar la perturbación”, comenta el autor.

Fuente. http://www.lun.com/LunMobileIphone//homeslide.aspx#pagina-42

Visto 1622 veces
off liceo a5